8 cosas que deberías hacer para apoyar a tu pareja durante su embarazo
5 (100%) 1 vote

Cambios en el estilo de vida y dieta, fatiga, dolores corporales, parto y alumbramiento – hasta los embarazos más maravillosos pueden ser agobiantes. Tanto si eres su cónyuge, como si eres su novio o vas a compartir la custodia del niño con ella, el entendimiento y apoyo a una mamá puede facilitar mucho su embarazo. De hecho, hay muchas cosas que un futuro papá puede hacer para ayudar.

Ayudar en los quehaceres

Tener un bebé creciendo dentro de ti puede resultar agotador, especialmente cuando tienes un trabajo que hacer al mismo tiempo. Tras una larga jornada de trabajo mamá puede tener un poco de sueño o necesitar tiempo para ella. No esperes a que te lo pida. Toma la iniciativa y ayuda en las tareas domésticas, incluso si no te toca cocinar esta noche. Ir al supermercado, pasar la aspiradora o hacer el lavado de ropa – hay muchas formas en que puedes ayudar y dejarla descansar un poco.

Escuchar y hablar

Vivir un embarazo y convertirnos en padres puede ser una experiencia que da miedo, no solo para la madre gestante sino para el futuro papá también. ¡Esta situación puede dar aún más miedo cuando es la primera vez! Es importante que los dos habléis de ello y compartáis vuestras preocupaciones, tanto si se trata del parto o de lo que venga después. Recuerda, es perfectamente normal preocuparse por eso. Además, prestar atención a los miedos de tu pareja y hablar de cualquier emoción negativa que esté sintiendo te ayudará a entender las cosas desde su perspectiva. Después de todo, ¡estáis juntos en esto!

Infórmate lo mejor posible

Hay muchos libros y revistas que puedes leer para saber más sobre el embarazo, el desarrollo del feto, el parto o convertirte en padre. También encontrarás mucha información en internet, por ejemplo en blogs. No te olvides de recabar asesoramiento de familiares o amigos que también hayan tenido un bebé. ¡Eso le demostrará a tu pareja que estás verdaderamente implicado! Además, cuanto más sepas sobre el tema mejor entenderás lo que siente y por lo que está pasando.

Estate presente

Es importante que vayas con ella a las pruebas prenatales y cualquier cita médica. Ella entenderá que estás plenamente comprometido con la situación y que realmente te importa tu futuro hijo. También estará más cómoda y tranquila sabiendo que estás ahí con ella. ¡Todas estas pruebas y citas pueden ser estresantes!

Además, estos momentos son esenciales para recabar información que te ayudará a estar más preparado para ayudar a tu pareja durante el embarazo. Ver la ecografía y escuchar los latidos del corazón también es esencial para establecer el vínculo con tu hijo.

Muestra solidaridad mediante la adaptación de tu propio estilo de vida

El embarazo puede traer consigo un montón de cambios en el estilo de vida como abstenerse de beber alcohol o fumar y tener más cuidado con lo que se come. La futura mamá deberá hacer muchos sacrificios para salvaguardar la salud del bebé y ¡a veces su nueva dieta puede ser bastante restrictiva!

Si eres fumador, puedes apoyar a tu pareja dejando de fumar (o por lo menos evitar fumar donde esté ella). Esto será beneficioso tanto para ella como para el pequeño, y para ti también. Ayúdala asimismo a hacer un poco de ejercicio. ¿Por qué no empezáis a ir de paseo juntos con regularidad?

En lo referente a la comida, empieza a comer sano como tu pareja. No hace falta que sigas su dieta al pie de la letra, pero al menos evita disfrutar de sus platos favoritos delante de ella si no puede comerlos. ¡Es más fácil mantenerse saludable si ves que tu pareja está haciendo un esfuerzo también!

Trata de que su vida sea menos estresante

Además de dolores corporales y náuseas, el embarazo puede ser estresante. Ella también podría presentar cambios en su estado anímico y emocional debido a las hormonas del embarazo. Intenta hacer su vida más fácil y evitar discusiones si es posible. Prestar atención a sus sentimientos es otra forma estupenda de ayudarla a relajar su tensión.

La futura mamá necesita relajarse y aliviar cualquier dolor que pueda sentir. Para ayudarla a desfogarse podrías, por ejemplo, prepararle un baño y encender unas velas para crear una atmósfera cálida y relajante. Dale muchos masajes en los pies, en la espalda o donde se necesiten.

Dile que es bonita

Notar cambios súbitos en tu cuerpo puede resultar bastante confuso. Es bastante probable que un aumento de peso o unas estrías no le plazcan. Puede que eche de menos el cuerpo que tenía antes. Tranquilízala diciéndole a menudo que está guapa. Y que no se te olvide decirle « te quiero », ¡cuanto más mejor!

Ayuda a prepararos para la llegada del bebé

Tu angelito estará aquí en seguida. Darles la bienvenida a los recién nacidos en casa requiere un montón de planificación, tiempo y energía. La decoración del futuro dormitorio, el conseguir una cuna, la compra de la ropa del bebé o la elección de un cochecito son solo algunas de las cosas que hacer para prepararse para la llegada de tu bebé. Acompaña a tu pareja a elegir estas cosas y después recoge la cuna tú mismo de la tienda u ofrécete a pintar el dormitorio mientras ella descansa.