Vayamos al grano: sí, el síndrome de Couvade (también llamado embarazo simpático), en el cual el hombre puede manifestar los síntomas del embarazo de su pareja, es real. Y sí, algunos padres expectantes realmente experimentan náuseas, antojos y también cambios de humor, entre otros síntomas comunes relacionados con el embarazo, al igual que las mujeres embarazadas.
¿Y qué? ¿Significa que quieren compartir la atención? ¿O es una forma subconsciente de apoyar a su pareja? Bueno, esto sin duda puede tener que ver, pero en realidad es un poco más complicado que eso.

¿Qué síntomas pueden experimentar los futuros padres?

En la mayoría de los casos, el síndrome de Couvade aparece durante el primer trimestre del embarazo y/o durante las últimas semanas antes del nacimiento. Generalmente desaparece después de nacer el bebé.
Los futuros papás pueden experimentar tanto síntomas físicos como psicológicos (o ambos) similares a los del embarazo. Pueden presentar náuseas, vómitos, calambres en las piernas, dolor abdominal y de espalda, cambios en el apetito, hinchazón, fatiga e incluso alteraciones hormonales, en algunos casos. En cuanto a los síntomas psicológicos, los hombres pueden experimentar ansiedad, estrés, cambios de humor, antojos o incluso disminución de la libido.
Los síntomas difieren de unos hombres a otros. Algunos experimentarán solo algunos de los anteriores, mientras que en otros, el síndrome se manifestará de una manera más severa y visible.

¿Por qué algunos hombres experimentan un embarazo simpático?

Aunque varios estudios han intentado entender un poco más acerca del fenómeno, todavía no estamos seguros de los orígenes del síndrome de Couvade. Sin embargo, parece que el estrés y la empatía pueden estar involucrados. De hecho, con el estrés, los niveles de hormonas en el cuerpo tienden a cambiar. Por tanto, los hombres que están bajo condiciones de mucho estrés pueden experimentar una disminución de los niveles de testosterona, que a su vez, aumenta los niveles de estrógenos. Algunos incluso muestran altos niveles de prolactina, la hormona que ayuda a las mujeres en la producción de leche. Y ahí lo tienes: ¡aparecen síntomas parecidos a los del embarazo!
Saber cuántos hombres experimentan estos síntomas del embarazo también es bastante complicado, ya que muchos solo desarrollan síntomas menores que son apenas visibles. Además de eso, un buen número de hombres prefieren no hablar sobre lo que les ocurre.

¿Hay tratamiento para el síndrome de Couvade?

En primer lugar, el síndrome de Couvade no dura y no es grave. Aunque no es poco común, no existe un medicamento que trate directamente el embarazo simpático, y ni siquiera se considera una enfermedad. Pero no te preocupes, hay solución.
Debido a que el síndrome de Couvade es a menudo resultado de la ansiedad o el estrés asociados al nuevo rol de la paternidad, trabajar en cómo gestionar el estrés y prepararse para sus nuevas responsabilidades como padre, puede ayudar significativamente a los hombres a reducir el problema.
Como sabemos, tener un bebé, especialmente cuando eres padre por primera vez, puede ser bastante estresante. Por lo tanto, lo más importante es hablar con tu pareja regularmente sobre el embarazo, el bebé y vuestro futuro papel como padres. Esto es aplicable a todos, a los que experimentan el síndrome de Couvade y a los que no. Es fundamental expresar los sentimientos a menudo, ya sean preocupaciones, miedos o cualquier otra cosa. Hablar con otros amigos hombres o familiares también puede ayudar.
También es fundamental para cualquier futuro padre estar plenamente activo en el embarazo y sentir que está involucrado. Asistir a citas prenatales, leer libros y blogs sobre el embarazo o los bebés, comprar artículos para bebés, decorar la guardería, participar en clases de parto: cualquier cosa que haga que papá se sienta involucrado puede ayudarle a preocuparse un poco menos. Además, ¡esto también es una buena forma para que los hombres apoyen a su pareja durante el embarazo!
Y tú, ¿has experimentado un embarazo simpático o conoces a alguien a quien le haya ocurrido? ¡Comparte tu experiencia!